Entrevistas Papel y Tinta

Rafael Chacón: “El movimiento obrero debe asumir su rol histórico en este momento”

“El movimiento obrero debe asumir
Por: Jimmy López Morillo

*El Coordinador de Formación Ideológica de la Central Socialista Bolivariana de Trabajadores, sostiene que este sector debe cumplir un papel fundamental en la construcción del nuevo modelo de producción.

“En la actual coyuntura, el movimiento obrero debe asumir su rol histórico, fundamental, en la construcción del nuevo modelo de producción socialista y una de las principales tareas es acabar con el modelo rentista petrolero e incrementar la productividad”.

En tales términos, se expresó el coordinador de Formación Ideológica de la Central Socialista Bolivariana de Trabajadores, Rafael Chacón, al analizar la actual coyuntura por la que atraviesa el país y el rol que debe jugar la clase obrera, precisamente cuando en la Presidencia de la República se encuentra Nicolás Maduro Moros, procedente de ese sector.

“Es muy importante que asumamos la misión de incrementar la productividad, como lo están haciendo las Brigadas Obreras Petroleras Socialistas en el Lago de Maracaibo y en la Faja Petrolífera del Orinoco, que con ese fin han venido laborando, de manera voluntaria y casi sin descanso; así debemos llevarlo a otras áreas”, ejemplificó.

El dirigente, enfatizó que en momentos de asedio y amenazas externas contra Venezuela, es necesario “formar política e ideológicamente a la clase obrera, para sacudirnos esa cultura reivindicativista y entender que en la actualidad se trata del país y no de un sector o de individuos”.

En lo que se refiere a la defensa integral de la patria, Rafael Chacón recordó que la CSBT cuenta con las milicias obreras, pero entiende que “no se trata solamente de participar en desfiles, o cosas por el estilo, sino de cumplir un rol beligerante ante cualquier posible agresión”.

Modelo de producción socialista

Rafael Chacón, nacido en Maracaibo y criado en la caraqueña parroquia El Valle, profesor en la Universidad Experimental de la Gran Caracas (Unexca), antiguo Colegio Universitario de Caracas, recalcó que en el pasado Congreso de los Trabajadores. “una de las propuestas que le hicimos al Presidente de la República fue la creación de un nuevo modelo de gestión empresarial socialista, en el que las trabajadoras y los trabajadores asuman realmente la conducción de las empresas estatales y fue aprobada por él como política de Estado”.

De hecho, a raíz de dicha propuesta, el Primer Mandatario creó seis micro-misiones: De producción y distribución del petróleo; Del eje de refinación de Paraguaná; Aluminio, hierro y acero  cien por ciento; Milagro petroquímico; Producción de artículos de aseo personal e higiene del hogar y Producción de lácteos y cereales, asignándoselas a cada uno de los ministros.

“Nosotros, la clase obrera –insistió-, debemos entender que a pesar de las dificultades, debemos asumir el rol histórico, protagónico, en la construcción del nuevo modelo de producción socialista.

Medidas acertadas

El Coordinador de Formación Ideológica de la CSBT, también se refirió a la ardua lucha que han librado el Jefe de Estado y su gabinete, para enfrentar la criminal guerra económica y el brutal bloqueo financiero al que se ha visto sometido el país:

“En un principio, el Presidente debió enfrentar las guarimbas y hechos nunca vistos como la quema de personas, de universidades, hasta de un pre-escolar; fue entonces, cuando hizo ese llamado táctico a la elección de la Asamblea Nacional Constituyente y cesó la violencia, llegó la paz, lo cual  generó que se acentuara la guerra económica, ante la que se han venido dando pasos por etapas para derrotarla; ha llamado permanentemente al diálogo y se ha sentado con todos los sectores, incluyendo a los empresarios, aunque estos siempre han tenido levantada el hacha de la guerra”.

Se trata, explicó, de esa “burguesía parasitaria, como Lorenzo Mendoza, que no produce nada y solo vive de las divisas que le da el Estado. Esa burguesía, ha violentado todos los acuerdos a los cuales llegó con el gobierno”.

Pese a ello, a las consecuencias de los ataques, del cerco, “el pueblo venezolano ha mostrado una gran conciencia, como lo expresó en el 2002, como lo ha seguido expresando, demostrando que está dispuesto a dar la vida por la patria”, subrayó Rafael Chacón.

Ese nivel de conciencia, a su juicio, es producto “de los logros sociales de la Revolución Bolivariana, como por ejemplo, nuestra educación gratuita y de calidad, que no disfrutan en otros países como Argentina, Brasil, Chile, Colombia; ésta es la única nación del mundo en la que se puede gozar de doble jubilación: la que nos ganamos por años de servicio y la que nos otorga el Seguro Social, también es el único país con 100% de pensionados y donde el 74% del presupuesto nacional está destinado a la inversión social”, enumeró.

En ese marco, para Rafael Chacón, quien también es vicepresidente del Ipasme,  el Programa de Recuperación, Crecimiento y Prosperidad Económica puesto en marcha por el presidente Nicolás Maduro, “es acertado, no es un paquetazo, como algunos han dicho, porque no está metida la mano del FMI; se trata de poner el trabajo por encima del capital”.

“Lamentablemente –prosiguió-, algunos dirigentes sindicales han dicho que se está violando las convenciones colectivas y la Ley Orgánica de las Trabajadoras y los Trabajadores, lo cual es absolutamente falso, pues se trata de salarizar todo. Y sobre las tablas salariales, hay que insistir en que no son rígidas, que son sujetas a revisión”.

 Finalizó, apuntando que en la actual coyuntura, frente a la salvaje guerra económica que enfrenta Venezuela, “no podemos dejar solo al gobierno, debe existir un acompañamiento del Poder Popular, de la clase obrera organizada, para derrotar a nuestros enemigos”.