notimovil Papel y Tinta

“Derechos Laborales están consagrados en la Constitución” 

Francisco Garcia

Francisco García

El FMI y los gobiernos de derecha son quienes congelan los salarios e incrementan los precios, al contrario, el presidente Maduro decretó un aumento salarial del 6.000%

Por: Celia Portillo

De acuerdo a lo expresado por el constituyente de la Asamblea Nacional (ANC) y además miembro de la Central Bolivariana Socialista de Trabajadores,  Francisco García, “no existe la posibilidad de que los derechos laborales sean vulnerados, por cuantos éstos se encuentran consagrados en nuestra Constitución”.

Así lo indicó García al ser consultado por Cuatro F sobre la matriz de opinión que intenta colocar la derecha opositora, en forma manipulada, referida a un presunto desconocimiento, por parte del Gobierno Nacional, de las Convenciones Colectivas de las cuales goza un sector de  las y los trabajadores de la Administración Pública.

Negó de plano cualquier  posibilidad de violación de derechos laborales fundamentales, como lo son el derecho a la Convención Colectiva y a la Sindicalización que, en su opinión, son dos elementos que ha querido manejar la derecha para desestabilizar.

En este sentido, García señaló que “casualmente, los mismos opositores, que uno los vio durante el Golpe del 2002 derogando La Ley del Trabajo, pero antes de eso, los mismos que a través de Fedecámaras y la CTV acabaron con las prestaciones sociales de los trabajadores en el año 1997, son los que ahora se dicen a ultranza defensores de los trabajadores”.

Enfatizó el constituyente de la ANC que “el derecho a la Convención Colectiva y a la Sindicalización están consagrados en nuestra Constitución en el artículo 89,  el cual especialmente habla de que el trabajo es un hecho social y que cualquier acción dirigida a menoscabar esos derechos  es nula de toda nulidad. Nosotros sabemos que el primer defensor de los derechos laborales en este país es el presidente Nicolás Maduro, por lo que está negado, de plano, cualquier alteración a la progresividad de los derechos laborales”.

“Hubo un aumento del 6 mil por ciento,  sobre el cual alguien podría preguntarse si éste no es progresivo, pues hace dos meses el salario producto de una guerra económica y de la especulación, de la inflación, había prácticamente desaparecido y el Gobierno Nacional, buscando defender ese ingreso, había establecido una serie de bonificaciones de guerra y que, por supuesto, no tenían incidencia en las prestaciones sociales, ni en utilidades. Hoy en día con este aumento de 6 mil por ciento, donde se han salarizado todas esas bonificaciones, por supuesto que tiene un gran impacto en prestaciones sociales, en horas extras…”

García destacó que para el momento en que se anuncia este aumento “ni las instituciones públicas ni las empresas privadas, contaban con un presupuesto para poder cubrirlo y el Gobierno Nacional, en defensa de los trabajadores, por un lapso de tres meses está pagando los salarios tanto de la administración pública como de las empresas privadas. Para hacer esto, a través de la Oficina Nacional de Presupuesto (Onapre), se han establecido unos parámetros, unos mecanismos, y es de aquí de donde viene la confusión…”

Al ser consultado sobre los llamados de la oposición a quebrantar la paz que reina en el país, el constituyente manifestó que “debemos establecer mesas de trabajo para determinar los mecanismos legales, como las Comisiones de Advenimiento que están en la Ley o la coalición de trabajadores, para sentarse con las entidades de trabajo y ver cómo se va a ajustar este aumento en todas las incidencias que componen tanto las Convenciones Colectivas como lo que tiene que ver con la Administración Pública. Es tiempo perdido estas acciones de cerrar calles, de generar conflictos”.

“(…) Hay una manipulación en la información que señala que la Asamblea Nacional Constituyente podría derogar la Ley del Trabajo y con ella los derechos laborales de los trabajadores contenidos en nuestra Constitución, pero eso es imposible porque en las Bases Comiciales de la ANC se niega cualquier posibilidad de derogación de derechos progresivos  y derechos humanos.  No pueden ser derogados derechos como la Contratación Colectiva y la Sindicalización, es una manipulación”.

En opinión de García “si un Gobierno quisiera violar los derechos humanos laborales no hubiese aumentado un 6 mil por ciento,  por el contrario, en los programas económicos de Derecha, los del  Fondo Monetario Internacional (FMI), lo primero que hacen es congelar los salarios, aumentar los precios y el presidente Nicolás Maduro, por el contrario, tiene una política de tratar de controlar los precios ante una arremetida, ante una guerra, buscando que éstos no desaparezcan y, por el otro lado, tratando de conservar el salario de los trabajadores”.

Con respecto al ámbito internacional, pulsamos la opinión del constituyente referida a la posición de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre supuestas vulneraciones a los derechos laborales, a lo que señaló que “debemos recordar que la OIT es una organización de las Naciones Unidas que es la única conformada por una figura tripartita donde participan empresarios, gobiernos y los trabajadores. Allí se ha buscado sumar las denuncias en la Corte Interamericana de DDHH, en la OEA, con la intención de generar un expediente donde se quiere hacer ver al estado venezolano como violador de los DDHH para activar un Principio de las Naciones Unidas que se llama el Derecho a Proteger, establecido en el año 2005, y que tiene por objetivo, en el caso de los países violadores de DDHH, a través de una coalición de países, intervenir directamente desde el punto de vista militar. Estas personas se prestan, a través de las denuncias de violación de DDHH, a esa intención, especialmente del gobierno de los Estado Unidos, de destruir lo que es el Estado-Nación. El llamado a los trabajadores es a no dejarse manipular por quienes pretenden convertir las justas luchas, los justos reclamos de los trabajadores, en situaciones para desestabilizar políticamente al Gobierno del presidente Nicolás Maduro”, concluyó García.

Fotografía: Cortesía de Francisco García