Entrevistas

Cumanenses trabajan organizados contra el Covid-19

Daniela Arévalo
Escrito por Daniela Arévalo

Por Charles Delgado

En unidad, organizados y atendiendo a la comunidad está el Poder Popular en el sector Caigüire, parroquia Valle Verde, del estado Sucre. Es que el despliegue del pueblo, ubicado al Nor-Oeste de la ciudad de Cumaná, ha garantizado el éxito y no hay contagiados del coronavirus en la zona.

Para Katy Subero, líder de calle en Caigüire, el acatamiento de quedarse en casa se ha cumplido, por eso, no han tenido ningún infectado en el lugar desde el 13 de marzo, cuando el Presidente Nicolás Maduro decretó la cuarentena luego del anuncio de la OMS de declarar como pandemia el Covid-19.

Como responsable de 40 familias en el ámbito territorial, Subero comentó la llegada cada mes, de la bolsa de alimentos de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción durante la cuarentena, a pesar de las dificultades, debido a las sanciones del gobierno de los Estados Unidos.

Explicó que se comunica con la Jefa de la Comunidad para coordinar cada entrega casa por casa, y evitar así aglomeraciones en el sitio. “Hacemos un registro cuando la damos, así se tiene control de quien recibe o no”, expresó Subero.

Agradeció al Gobierno Nacional por el apoyo; sin embargo, recomendó dar cada 15 días la bolsa porque en su comunidad existen familias vulnerables que necesitan más apoyo, porque le han hecho estudios socioeconómicos.

El único problema en su sector, dijo Subero, fue con unos venezolanos, quienes traían mercancía de Colombia. Por prevención le mandaron a hacer las pruebas, las cuales, resultaron negativas, de resto, en los 80 días de aislamiento no han tenido inconveniente.

Casa de alimentación activa

Mientras Subero garantiza la entrega de la bolsa, los esposos Esther Primera de Gallego y Johan Gallegos atienden la Casa de Alimentación Jehová Jrith, donde entregan alimentos diariamente a cada parroquiano en Caigüire.

“A pesar de la pandemia no hemos parado. Por los momentos se le entrega un plato de comida diario a cada persona en situación de extrema pobreza”, comentó la señora Esther.

Dijo que es una “labor fuerte porque se trabaja de lunes a viernes” con las cuatro madres elaboradoras, quienes hacen el esfuerzo diario de cocinar y dejar la comida lista antes del mediodía.

Esther explicó que con la aplicación del punto y círculo en Caigüire buscaron a quienes estaban en pobreza extrema para registrarlos, y así darle la comida gratuita a cada uno.

Por las circunstancias de la pandemia del Covid-19, los beneficiados están recibiendo la comida ya preparada en su hogar, esto con el fin de evitar aglomeraciones y para respetar la cuarentena comentó.

Respaldo de FundaProal

Hasta los momentos les entregan comida a 220 personas de diferentes familias en Caigüire, hecho resaltante porque anteriormente no tenían que comer al día, ahora sí pueden gracias a la entrega de la Casa de Alimentación Jehová Jrith.

“Como a las once de la mañana de cada día, ya los comensales están pendientes”, resaltó Esther, quien agradeció a la Fundación Programa de Alimentos Estratégicos (Proal), FudaProal, ente adscrito al Ministerio del Poder Popular para las Comunas y los Movimientos Sociales, por la entrega de los alimentos regularmente, aunque espera recibir más para entregar otra porción de comida a los cumanenses.

Entre tanto, el esposo de Esther, el señor Johan Gallego indicó que el supervisor de FundaProal visita la Casa de Alimentación regularmente para observa el proceso de entrega de alimentos y dar constancia que sí está dando la comida.

También informó Johan Gallego, que les entregan comida a los integrantes de la Milicia Nacional Bolivariana que prestan servicio a la comunidad porque están todos los días en la calle en batalla contra el Covid-19.

Dijo que por funcionar la casa de alimentación en una Iglesia Evangélica, desde hace un año el espacio es limitado, por eso, solicitaron al Gobierno Nacional apoyo para ampliar la vivienda o adquirir un espacio con el fin de entregar comida a otros venezolanos de la parroquia.

Milicianos incorporados al despliegue

“Mi esposa Esther y yo somos servidores de Jesús Cristo, y nos sentimos bien cuando servimos al pueblo. También porque Dios está con el pueblo y gracias a la política del presidente Nicolás Maduro, podemos darle de comer a familias que no tienen, eso es un milagro de Dios en medio de una pandemia mundial”, resaltó.

Por su parte, la integrante del Área de Defensa Integral (ADI) Valentín Valiente de la Milicia Nacional Bolivariana, Reina Vásquez, indicó que su función es velar por el cumplimiento de los protocolos de prevención del Covid-19 en Caigüire.

“Cuando se hace el recorrido a pie, se vigila que todo transeúnte tenga su tapa boca y guante para evitar infectados del virus. Esto forma parte de la defensa integral de la nación en la parroquia Valentín Valiente de Cumaná”, comentó.

Pero no solo supervisan la seguridad, igualmente, participan en otras actividades como la entrega de comida en la escuela centinela Unidad Educativa Rafael Castro Machado, donde los niños, niñas, adolecentes van a retirar su comida cada día.

“Me gusta servir a la gente, por eso me incorporé a la milicia. En esta batalla debemos estar alertas ante el enemigo” comentó Velásquez, quien resaltó que el equipo de cinco milicianos, permite atender eficientemente al pueblo cumanés en Caigüire.

Cumplen directrices del Gobierno

Entre tanto, la líder social y promotora del Banco de la Mujer en Cumaná, Claritza Figueredo, comento lo complicado de la situación; pero no se detienen sino que siguen en la batalla. “Está batalla no se ha acabado. Seguimos en Cumaná y especialmente en Caigüire dando la lucha contra el Covid-19 con trabajo en equipo, organizados y articulados todos como poder popular en Caigüire”.

A pesar de los obstáculos provocados por las sanciones ilegales de los Estados Unidos, dice Figueredo que el pueblo en Caigüire está en pie, resistiendo los ataques. Resaltó que todo ha estado normal porque han cumplido las directrices del Gobierno Nacional y Regional para evitar contagios perjudiciales en el sector.

“Un aspecto importante es que se han cumplido estrictamente los protocolos ante cualquier emergencia. Se está atento cada día con los doctores y enfermeras ante cualquier contagiado”, dijo Figueredo.

El hecho de tener la cifra más baja de muertes y menos contagiados en América, ya es un hazaña para el pueblo venezolano, comentó Figueredo. “Al pueblo de Venezuela se le debe dar un reconocimiento porque no ha caído en provocaciones ocasionada por los gringos. Han estado en sus hogares, acatando la cuarentena, es una muestra del liderazgo del presidente Maduro”; resaltó.

Así mismo, agregó que 20 personas, voceras de la UBCH, jefas o jefes de calles, líder de calle, jefa de comunidad están activas trabajando todos unidos y organizados ante el Estado de Emergencia por el Covid-19.

A pesar de tener el Mar Caribe como frontera al norte del estado Sucre, no se ha alterado la seguridad de los venezolanos en Caigüire. Así como está enfrentando la pandemia, están las otras sietes parroquia que forman parte de la entidad costera y pesquera en Venezuela.

CUATROF/ CD/ DA